Filetes de lenguado con arroz integral y ensalada templada de espinacas

post dateabril 2, 2018  •   post categoriesRecetas Solee  •   post comments number0 comentarios

Filete de lenguado Soleé con arroz integral

¡Bienvenidos a la operación bikini! La primavera ya está aquí y es hora de ir poniendo en marcha la pérdida de los kilos recuperados este lluvioso invierno. ¿Cómo podemos hacer eso de una forma saludable además de sabrosa? ¡Muy fácil! Consumiendo lenguado, que es un pescado con unos altos valores nutricionales pero muy bajo en grasa. Hoy os dejamos esta receta de lenguado con arroz integral y ensalada de espinacas… ¡está para chuparse los dedos!

INGREDIENTES

1 filete de lenguado por persona

1 bolsa de espinacas frescas lavadas

200 gramos de arroz integral o arroz marrón

1 chalota

1 lata de pimiento del piquillo

Aceite de oliva, vinagre de módena, sal, pimienta y ajo en polvo 300 gramos de arroz integral

MODO DE ELABORACIÓN

Como es lo que más tarda, vamos a preparar primero el arroz. En un colador, enjuagamos bien el arroz para que se le vayan todas las pequeñas cáscaras que muchas veces se quedan sueltas. Una vez hecho esto, ponemos un par de cucharadas de aceite de oliva en una cazuela y cuando esté caliente, añadimos el arroz. Sofreímos bien y añadimos una cucharadita de ajo en polvo y una pizca de sal. Seguimos removiendo durante un par de minutos y añadimos agua hirviendo.

El arroz integral tarda mucho más que el normal, así que lo tendremos unos 40 o 50 minutos, vigilando para que no se queme ni que se quede sin agua.

Luego, en una sartén con aceite de oliva a fuego bajo, añadimos las espinacas para sofreírlas y que se abladen un poco. Añadimos un poco de sal y echamos el resto de ingredientes: las chalotas cortadas en juliana y los pimientos del piquillo en tiras.

Una vez preparado, cogemos los filetes de lenguado, los salpimentamos y los ponemos unos minutos a la plancha. Para emplatar, ponemos una cama de arroz sobre la que colocaremos el lenguado. Luego, a un lado, la ensalada templada, sobre la que echaremos un chorrito muy pequeño de aceite de oliva así como vinagre de módena. ¡Y listo!

Con esta receta conseguiremos un plato lleno de sabor un poco más elaborado, pero perfecto para mantener la línea. ¿Qué os parece?

Imagen: Alpha | Flickr